Encuentros | ¿Quién hace posible el Futuro? | Opinión

en Plumas

Por: Oswi Ramos

San Gabriel, Jalisco; 13 de agosto de 2019. (Letra Fría) Poco se habla de los procesos de formación de un partido político debido a dos cosas: la primera es que hasta hace poco era prácticamente imposible entrarle a la conformación de uno nuevo y la segunda es porque aún hoy día sigue siendo un camino cuesta arriba lleno de trabas, burocracia, trabajo de campo y dedicación absoluta para poder armar el mínimo de 84 asambleas más 16 mil afiliados en todo el Estado.

Claro que también se habla poco o nada acerca de la conformación de partidos políticos porque se desconoce a los actores que los hacen, quizá dos o tres figuras visibles logren resaltar pero al final se hacen a través de métodos pactistas con organizaciones que tienen capacidad de movilización y un grueso considerable de población dentro de sus filas. Es aquí cuando sale a la luz los intereses reales de quienes buscan hacer un partido, pues conforme al acercamiento que se tiene con actores particulares de la sociedad sabes si se busca hacer un satélite más, una estructura renovada para un proyecto muerto o simplemente se hace para ver qué beneficios pueden obtener.

Quienes me conocen sabrán que además de ser politólogo también formo parte de un proyecto colectivo llamado “Futuro”, un esfuerzo de partido político que busca conformarse en Jalisco y donde juego el papel de Vocero/Enlace Distrital. Desde la perspectiva más personal les puedo asegurar que construir un proyecto de este tamaño es una joda, sobre todo cuando no tienes a poderosos ni estructuras viciadas detrás.

Estos meses he recorrido más de 17 mil kilómetros dentro del Estado para demostrar que hacer un partido se puede siendo una persona común, meses en los que la chamba ha sido a través de visitas a los municipios, tocar puertas, conocer personas maravillosas que aún creen en una forma innovadora y genuina de hacer política que esté al servicio de todas y todos, no solo de un grupúsculo de poder.

¿El reto es grande? Claro que sí. ¿Ocupamos comprar voluntades y cooptar grupos? Definitivamente no.

Aún en las situaciones más difíciles hemos encontrado a las personas indicadas que nos ayudan pasando la voz, convocando y difundiendo que hay Futuro para sus municipios. Hablo en plural porque no estoy solo, siempre me acompañan grandes amigas y amigos que me he encontrado recorriendo cada municipio del Distrito 19 desde 2017; Luis, Diana, Karina, Ulises, Ángel, solo por mencionar algunos nombres han estado al pie del cañón y dando la cara ante las personas para decirles que nuestro proyecto es genuino y los principales portavoces no somos Kuma, mis compañeras Susanas o yo, son las mujeres que chambean diario para sostener un hogar, son las estudiantes que se superan cada día en la universidad y anhelan la posibilidad de poder acceder a un empleo digno, son todas aquellas personas que se mantienen firmes ante la convicción de hacer que el Futuro sea posible.

Hacer asambleas va más allá de reunir personas para que se registren ante el Instituto Electoral, pues no basta con convocar desde redes sociales. Se necesita llegar casa por casa, plaza tras plaza para decirles de viva voz a las personas de qué va todo este desmadre. Un partido se hace escuchando a quienes han silenciado, viendo a los ojos las que les han mentido, caminando las brechas, llegando a las delegaciones. Un partido se hace con voluntades que van más allá de los escritorios, no se puede pretender que construimos con todas si se hacen a un lado las necesidades del territorio más desprotegido o sacándole la vuelta a los pueblos lejanos.

Sería muy fácil y egoísta decir que un solo grupo es quien hace un partido cuando claramente somos todas las personas que desde nuestra trinchera seguimos arando la tierra para que un proyecto tan esperanzador eche raíces. El Futuro lo haces tú, lo hago yo, lo hacemos todas.

MA/MA

Politólogo por el ITESO. Excandidato al congreso local por la vía independiente. Soy vocero de FUTURO Jalisco, proyecto en el que aspiramos a ser partido político.

Deja un comentario

Latest from

Hacia Arriba Inicio