Realidad Alterna | Enemigos públicos

en Plumas

Por: Lourdes Cano Vázquez

Guadalajara, Jalisco; 29 de mayo de 2019. (Letra Fría) La conferencia matutina del presidente tuvo un asistente destacado una vez más; Ricardo Rocha pidió la palabra, y armado con una pila de documentos y el micrófono, levantó la voz respecto a la lista negra, que de forma “cuidadosamente descuidada”, fue filtrada y después exhibida por el gobierno federal: periodistas vendidos, hampa periodística acotó López Obrador.

Ricardo Rocha, con conocida trayectoria en medios, se dirigió de manera respetuosa, pero extrañada, hacia lo que parece un justo reclamo por señalamiento público que rompe con una reputación forjada por décadas en muchos de los casos de la lista negra, – no entiendo por qué su gobierno me trata de esta manera, señor presidente- ante el gesto adusto y atento de AMLO.

La lista, parte de un recurso en revisión ante el INAI, revela información sobre contratos con empresas de comunicación ante el gobierno federal anterior, no así los nombres de los periodistas, estos aparecen por obra de alguien que asoció los nombres a las empresas, sin que estos hayan sido los beneficiados finales de los contratos, es por eso que muchos de los aludidos salieron a declarar y asegurar no haber recibido un solo peso de esos contratos.

El trasfondo de todo esto, como en un momento dado señaló Rocha, es tolerancia hacia la crítica; si las cosas fueron como todo el mundo imagina y el propio gobierno destapó la lista para denostar a varios periodistas críticos, el tema se vuelve delicado; la prensa no es el enemigo, es parte de una sana democracia, la crítica se toma como lo que es y se convive con ella. También se vive con gritos, insultos y burlas, eres el gobierno y estás expuesto a ellos, no quiere decir que estos sean justos o adecuados, pero existen, y un gobernante inteligente coexiste con ellos, si no que le pregunten a Peña Nieto.

Ricardo Rocha se sintió traicionado, mencionó aspectos que nos dicen que había una relación cercana y cordial con el presidente, muchos periodistas de la lista quizás también tuvieron una buena relación con él y hoy son el hampa periodística, pero desafortunadamente hoy estamos en un país polarizado esperando a ver quién pega más fuerte, no estamos trabajando para construir, sino que estamos derribando lo que construye el otro.

Deja un comentario

Latest from

Hacia Arriba Inicio