Realidad alterna | Jalisco, dengue y negación

en Plumas

Lulú Cano Vázquez retoma la crisis del dengue en Jalisco y los erróneos procedimientos del gobierno del estado para controlar la situación.

Por: Lourdes Cano Vázquez

Autlán de Navarro, Jalisco. 30 de octubre de 2019 (Letra Fría) Los invito a visitar voluntariamente una sala de espera de cualquier clínica del IMSS o de servicios de salud del Estado, sin tener que verse obligados a ir por cualquier circunstancia, solo a observar.

Tan sólo en la sala de espera, que es en realidad un cúmulo de gente cansada, desesperada, molesta y dolida, es evidente el daño que nuestro Estado padece a causa del dengue. Dentro de las salas de urgencias el panorama es aterrador, gente que sin posibilidad de una camilla es atendida en sillas o de plano en el piso; la saturación es tal que se ha vuelto habitual.

No lo he padecido, pero lo he visto. El dengue no es una cosa menor; un dolor insoportable, fiebre, mareos, vómito, entre otros síntomas que solo son atendidos con paracetamol. El gobierno del Estado pareciera ciego y sordo ante lo que es a todas luces una epidemia, que debió ser declarada alerta sanitaria desde hace semanas; en lugar de eso, ahora también parece indolente e incluso cínico.

Muy gracioso les debió parecer el haber utilizado insecticida caducado desde el 2015 a principios de este año o la poca importancia que le dieron a la prevención de lo que hoy es una situación que se les ha salido completamente de las manos, una epidemia que se niegan a aceptar.

La irresponsabilidad por no reconocer el error y trabajar para enmendarlo los ha llevado a cifras elevadas de la enfermedad y consecuencias no menos agradables,  pues de haber declarado una alerta sanitaria a tiempo, muchos casos se podrían haber evitado, niños en escuelas, por ejemplo.

Revelar el uso de insecticida caduco es confesar que se actuó de manera dolosa en el ejercicio del servicio público. Es algo que va mucho más allá, pues representa vidas y delata la nula empatía que permitiría al gobierno aplicar políticas efectivas para el beneficio de su población. Pero en este caso escatimaron en la sociedad que los eligió y subestimaron la epidemia que para todos nosotros sea evidente.

LL/LL

*Se autoriza su reproducción siempre y cuando se cite claramente al autor y la fuente. Se prohíbe su reproducción si es con fines comerciales.

Deja un comentario

Latest from

Hacia Arriba Inicio