/

El presbítero gabrielense Don Edmundo Figueroa Villalvazo

José de Jesús Guzmán Mora, cronista de San Gabriel, Jalisco, nos cuenta acerca de la vida y obra de don Edmundo Figueroa Villalvazo, maestro del Lic. Agustín Yáñez, quien fuera gobernador de Jalisco.

El destacado presbítero don Edmundo Figueroa Villalvazo, es originario de la Villa de San Gabriel, Jalisco.(Foto: Especial)

 San Gabriel, Jalisco, 31 de diciembre de 2023. (Letra Fría). El destacado presbítero don Edmundo Figueroa Villalvazo, es originario de la Villa de San Gabriel, Jalisco, lugar donde nació a las ocho de la mañana del día 15 de noviembre de 1889, siendo el primogénito de su familia. 

Sus padres fueron don Eliseo Figueroa Barreto, de oficio tocinero, y doña María de Jesús Villalvazo Preciado, dedicada a las labores del hogar. 

Anuncios

MEJORAVIT

Sus abuelos paternos fueron don Antonio Figueroa y doña María de Jesús Barreto, sus abuelos maternos eran don Apolonio Villalvazo y doña Toribia Preciado.  

El acta de nacimiento de Edmundo Figueroa Villalvazo

Al margen. Número 461.

Dentro. Edmundo Figueroa. En la Villa de San Gabriel, a las cuatro de la tarde del día 18 diez y ocho de noviembre de 1889 mil ocho cientos ochenta y nueve, ante el Director Político que suscribe encargado del Registro Civil, compareció el Ciudadano Eliseo Figueroa, casado, tocinero, de 30 treinta años, originario y vecino de esta Villa, manifestando que el día 15 quince del presente, nació en el Cuartel 1° primero a las ocho de la mañana el niño que presenta y se da fé tener a la vista el que se llamará Edmundo Figueroa. Es hijo legítimo del comparente y de su esposa Jesús Villalvazo de 18 diez y ocho años.

Abuelos paternos Antonio Figueroa y Jesús Barreto, finados; y maternos Apolonio Villalvazo que vive y Toribia Preciado, finada. Testigos: Manuel Michel y Alejandro Leal, solteros, sastres, mayores de edad, de esta vecindad y sin parentesco con los progenitores.

Leída que les fue la presente, manifestaron quedar conformes con su contenido; firmaron los que supieron. Firmados: E. Ávalos, M. Michel, E. Figueroa.

(Rúbricas).

Su bautismo

El niño Edmundo Figueroa, fue bautizado en el templo parroquial dos días después de haber nacido recibiendo el agua bautismal de manos del sacerdote y Vicario Parroquial don Gregorio Cordero, fueron sus padrinos don Domingo Figueroa Barreto y doña María Trinidad Villalvazo Preciado, quienes eran sus tíos, hermanos de su padre y su madre, respectivamente. 

Sus progenitores habían contraído matrimonio civil en San Gabriel el 3 de agosto de 1888 ante don Esteban Ávalos Villalba, Director Político del Departamento Gabrielense; el matrimonio canónico tuvo lugar en la Parroquia Gabrielense dedicada al Señor de Amula el 4 de agosto de 1888, recibiendo la bendición nupcial de manos del Párroco don Gabino Ruiz de Velasco Castellanos. 

Dicho matrimonio tuvo, por lo menos, los siguientes ocho hijos:

  1. Edmundo Figueroa Villalvazo, nacido en 1889.
  2. Andrea Figueroa Villalvazo, nacida en 1892.
  3. José Figueroa Villalvazo, nacido en 1894.
  4. Gonzalo Figueroa Villalvazo, nacido en 1896 y fallecido en el mismo año.
  5. José Figueroa Villalvazo, nacido en 1897, murió al nacer.
  6. Soledad  Figueroa Villalvazo, nacida en 1900.
  7. Dolores Figueroa Villalvazo, nacida en 1901.
  8. Toribia Figueroa Villalvazo, nacida en 1903.

Sus primeros estudios

El pequeño Edmundo realizó sus primeros estudios en la escuela particular llamada “La Purísima” creada y dirigida por el Profr.  Evaristo F. Guzmán Nava, institución que había abierto sus puertas desde el 1° de agosto de 1887.

Fue alumno del Seminario de Zapotlán el Grande, enseguida fue consagrado sacerdote, probablemente a finales de julio de 1913; cantó su primera misa en San Gabriel en agosto del mismo año, a sus escasos veinticuatro años de edad. 

Ya ungido como sacerdote estuvo desarrollando su ministerio sacerdotal en la capital del Estado de Jalisco, allí le tocó vivir en carne propia los embates de la Revolución Mexicana.

Fue uno de los numerosos sacerdotes firmantes el 27 de abril de 1918 que hicieran una fuerte petición al gobierno de don Venustiano Carranza, Presidente de la República, para que fuese la iglesia, con toda libertad, la única instancia que  determinara el número de sacerdotes en cada pueblo y para que se… 

“… deje en libertad a la Iglesia para que sea ésta la que legisle en las cosas que son de su exclusiva competencia; que no se le encadene a la Autoridad Civil, para que se evite la colisión de derechos y se labore por una paz estable, evitando leyes opresoras que mantienen indefinidamente el descontento de la clase social más numerosa, como es la que forman los católicos. Ni se diga que la reglamentación del número de sacerdotes está basada en un precepto constitucional, porque sobre cualquiera Constitución está el bien del pueblo, y el bien del pueblo es la Suprema Ley”. 

Entre los clérigos tapatíos que también firmaron estaban Ignacio M. Lazcano, Francisco Quiñones, Juan C. de Vaca, Enrique Torres, Miguel Íñiguez, Bartolomé Acosta, J. Guadalupe Torres, Jesús Chávez Navarro, José R. Sánchez, Rafael Martín del Campo, Filomeno Ruelas Velasco, Manuel M. Monraz, Jesús Escudero, Marcos Santos Ortega, Juan Macías Rivera, Jesús Hueso, Gregorio Cordero (quien lo había bautizado en San Gabriel), Celso Sánchez, Antonio Franco, José Rosas, Francisco Gutiérrez Alemán, Abundio Flores, Sotero García Rizo, Ramón Hernández y Jesús Roque.

Con el tiempo llegaría a ejercer su labor eclesiástica en Naucalpan de Juárez en el Estado de México. En ese lugar hay una calle de la Col. Ciudad de los Niños que lleva el nombre de “Avenida Padre Edmundo Figueroa”, muy cerca de la Escuela de Bellas Artes de ese municipio.

También hay una colonia en la misma población que lleva el nombre de “Colonia Padre Figueroa”, con C. P. 53,410 donde viven cerca de 1,000 personas en  270 casas. Sin duda, es una muestra de cariño que le tuvieron los nativos de dicho lugar, al honrar su memoria, su vida y su obra imponiéndole su nombre a una calle y una colonia mexiquense.

 Para perpetuar su nombre y su memoria,  en San Gabriel, Jalisco, su lugar de nacimiento, la Escuela Primaria Urbana No. 296 “Edmundo Figueroa” que pertenece al Subsistema estatal lleva su nombre desde el 24 de junio de 1958.

En esa fecha fue donada e inaugurada por el C. Lic. Agustín Yáñez, Gobernador de Jalisco en el período 1953-1959, y por petición suya, dicha institución lleva el nombre de su antiguo maestro en el Seminario Tapatío y el forjador de sus inquietudes literarias: el Padre don Edmundo Figueroa Villalvazo.

Esta institución, con más de sesenta y cinco años de forjar generaciones de destacados alumnos, sigue de pie y se consolida como una de las mejores escuelas primarias del municipio, gracias a la vocación de los maestros y al compromiso de los padres de familia.

NOTA: En este año se cumplieron 134 años del nacimiento de tan ilustre personaje, excelente maestro del seminario tapatío y un clérigo con gran vocación.

REFERENCIA: GUZMÁN Mora, José de Jesús. Personajes que han forjado la historia de San Gabriel, Jalisco,  Tomo cuatro.  Inédito. San Gabriel, Jalisco, febrero de 2021.



Profesor, músico y cronista municipal, originario de San Gabriel, Jalisco.

El 1° de septiembre de 1994, recibió el nombramiento de “Cronista de la ciudad”, de manos de la autoridad municipal.

Es miembro Cofundador de la Asociación de Cronistas Municipales del Estado de Jalisco, A. C., desde el 19 de octubre de 1996.

Primer cronista vitalicio de San Gabriel, desde el 28 de julio de 2010.

En noviembre de 2011 se integró a la Asociación de Cronistas Municipales del Occidente de México, formada por Jalisco, Colima, Michoacán y Nayarit.

Con treinta y cinco años de servicio en el magisterio estatal en primaria y secundaria, es maestro jubilado desde el 1° de junio de 2011.

Ingresó como consocio a la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco, Capítulo Sur, el 15 de octubre de 2016 con el tema: “La hacienda de Nuestra Señora de Guadalupe del Salto del Agua”.

De 2009 a 2021 fue el responsable del Archivo Histórico Municipal de San Gabriel, Jalisco.

Ha publicado una treintena de libros con temas históricos, genealógicos y monográficos. Ha participado en la prensa jalisciense, en revistas locales y en programas de radio y televisión estatal, nacional y del extranjero.

Correo: cronistademipueblo1994@hotmail.com

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad