Reconocen a Luis Eugenio Rivera por Colección Biológica

En 15 años de existencia, la Colección Biológica Itinerante del CUCSur no ha contado con el respaldo institucional deseable, sin embargo su principal promotor Luis Eugenio Rivera Cervantes recibirá la presea al Mérito Académico Enrique Díaz de León, en su edición XXVI, promovida por el Sindicato de Trabajadores de la Universidad de Guadalajara.

Fotografía: Centro Universitario de la Costa Sur

Autlán de Navarro, Jalisco.- En 15 años de existencia, la Colección Biológica Itinerante del CUCSur no ha contado con el respaldo institucional deseable, sin embargo, su principal promotor Luis Eugenio Rivera Cervantes recibirá la presea al Mérito Académico Enrique Díaz de León, en su edición XXVI, promovida por el Sindicato de Trabajadores de la Universidad de Guadalajara.

La entrega del reconocimiento en la categoría de Extensión para Luis Eugenio Rivera por la colección biológica está programada para el próximo primero de diciembre, en Expo Guadalajara, como parte de la programación de la Feria Internacional del Libro (FIL).

Anuncios

MEJORAVIT

El biólogo Luis Eugenio dijo sentirse muy contento de que el sindicato haya considerado su propuesta para entregarle este reconocimiento.

Cuando inició con la colección itinerante hace más de una década nunca imaginó el impacto que hasta ahora ha tenido.

Una reconexión con lo natural

(Foto: Luis Eugenio Rivera Cervantes)

A través de esta colección biológica que en octubre pasado celebró sus 15 años de vida, el biólogo y rescatista de especies silvestres busca volver a reconectar a las personas con la naturaleza.

Anuncios

APYSA

“Queremos tratar de hacer visible la gran crisis que estamos viviendo en materia ambiental, estamos viviendo la sexta extinción masiva en la era del planeta y esperamos con esta exposición biológica sembrar la semilla del cambio que requiere nuestro planeta”, argumentó Luis Eugenio.

La transformación de esta mentalidad tenía que ser más allá de las aulas porque la cantidad de niñas, niños y jóvenes que asisten a las escuelas es limitada.

Fue por eso que Luis Eugenio pensó en darle uso a su colección particular que sólo se estaba “empolvando” ahí inmóvil.

Un tren “imposible” de parar

Para rememorar la historia del proyecto, Luis Eugenio lo asemejó al andar de una máquina de ferrocarril que al inicio empieza a desplazarse lento, pero una vez que los vagones toman velocidad es imposible detenerlos.

Para este 2023, la agenda de exposiciones quedó llena desde el mes de agosto, incluso ahora ya están programadas cerca de 15 exposiciones para el año entrante.

“Hay momentos en los que yo quisiera un poquito de descanso y no puedo. Estamos abrumados por la cantidad de solicitudes que tenemos de la exposición, al inicio era una exposición por mes, ahorita es una exposición por semana y en algunas es hasta dos por semana. Estamos rebasados”, expresó.

Triste, la falta de apoyo institucional

A propósito de la entrega de la presea, Luis Eugenio reconoció que el camino recorrido con la colección ha tenido sus complicaciones. Hay quienes sí han apoyado el proyecto y hay quienes no.

Por parte de la Universidad de Guadalajara no existió apoyo al inicio, ni ahora; sólo agradeció de manera especial a la exrectora del CUCSur, Lilia Victoria Oliver Sánchez, quien desde hace dos años gestionó un vehículo para mover la exposición de un sitio a otro.

“No tenemos un presupuesto asignado y el poco que hay, hay que concursarlo y si lo ganas te dan 15 mil pesos al año… y te piden una serie de requisitos que mejor preferimos trabajar así por nuestra cuenta”, argumentó.

Más allá de la falta de un respaldo institucional, el biólogo dijo que el principal reconocimiento es el que dan las y los niños, jóvenes y las personas en general que acuden a visitar la colección biológica.

“El orgullo y la satisfacción de ver esas caritas de esos jóvenes que rompieron mitos, que se atrevieron a tocar la culebra, que agarraron una tarántula, vale la pena”.

La esperanza del cambio en las nuevas generaciones

Escarabajos Goliat de África, hércules del Sureste asiático, serpientes y tarántulas de Jalisco rescatadas de la Costa Sur, cucarachas de Madagascar, alacranes y escorpiones emperador de África y del bosque asiático, son algunos de los animales de la colección.

Durante 15 años la exposición ha visitado 32 municipios de Jalisco, también la han llevado a Michoacán y Colima.

El encuentro con la colección biológica provoca en las personas que la visitan reacciones de todo tipo, desde quienes se alejan en shock por ver determinados animales -vivos o muertos- hasta la sorpresa y la contemplación. Hay experiencias de todo tipo.

La huella que ha dejado esta experiencia, el especialista la ha visto reflejada en el joven que ya no mata un animal, cuando los rescatan o en quienes decidieron estudiar alguna carrera relacionada con el medio ambiente luego de ver la exposición.

“Eso es lo que nos llega de energía en esta lucha que es muy larga, que sabemos que no la vamos a ganar pero que esta sembrando esa semilla del cambio que este planeta requiere urgentemente”, concluyó.

Tengo más de veinte años contando historias -o quizá a estas alturas del partido ellas me cuentan a mi-. He trabajado para diferentes medios, casi todos escritos y algunos radiofónicos. Busco que el periodismo mueva algo en mí, en las demás personas, en la sociedad. Creo en el periodismo hiperlocal, este que hacemos aquí, que impacta.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad